viernes, 28 de noviembre de 2008

Un airbus A320 cae al Mediterráneo en Francia con siete personas a bordo

Los equipos de rescate localizan los cuerpos de tres de los técnicos que realizaban una revisión del aparato

Dos personas han muerto después de que un Airbus A320 de la compañía Air New Zealand se estrellara en el mar, al suroeste de Francia, cuando realizaba un vuelo de pruebas, según han informado las autoridades regionales. Los otros cinco ocupantes del avión continúan desaparecidos.
Por razones todavía sin determinar, el Airbus se precipitó sobre el Mediterráneo cuando llevaba hora y media volando, estrellándose a unos siete kilómetros de las costas de Saint-Cyprien, cerca de Perpiñán, en medio de unas malas condiciones climatológicas, con fuerte lluvia y viento de tramontana. Siete personas iban a bordo.
Los radares franceses perdieron su señal en torno a las 16.45 horas y, poco más tarde, sus restos fueron avistados por un barco civil que avisó a los servicios de rescate. Según la prefectura marítima francesa, la carcasa del avión ha sido recuperada en el mar y, además, se han encontrado restos del avión a varios centenares de metros de donde se produjo el suceso.
Siete barcos, así como un avión de la Marina francesa y un helicóptero de las Fuerzas de Seguridad galas, han sido enviados al lugar del accidente. Aunque inicialmente se había hablado de tres cuerpos encontrados, de momento parece que sólo se han recuperado dos cadáveres a varios kilómetros de Canet-en Roussillon y siguen buscando al resto de la tripulación. La noche y las condiciones climatológicas dificultaban las labores de búsqueda de los demás desaparecidos.
"Según nuestras informaciones, el aparato habría efectuado un amerizaje de emergencia", ha dicho un portavoz de la compañía de vuelos charter XL Airways Germany, propietaria de la nave.
El avión, construido en 2005, era operado desde 2006 por la compañía alemana de vuelos charter, que lo alquiló a la neozelandesa. Los dos pilotos, de nacionalidad alemana, trabajaban para XL Airways Germany. Las otras cinco personas a bordo del avión eran de nacionalidad neozelandesa, según la prefectura de Perpiñán.
El accidente se produjo cerca de Saint-Cyprien, al sur de Francia. El avión había despegado desde la ciudad de Perpiñán, donde se encontraba en revisión. Estaba realizando un vuelo técnico cuando se produjo el accidente, según la prefectura de Perpiñán.
Airbus ha desplazado a la zona del siniestro un equipo de cinco expertos para apoyar con asistencia técnica a las autoridades francesas, según informó el fabricante en un comunicado en el que se solidarizó con las familias y los allegados de las víctimas.

Fuente: Agencias

martes, 11 de noviembre de 2008

La FAA endurece la advertencia a los pilotos de 737

Hace ya unos tres años, estaba leyendo el periódico en el metro londinense. Me encontré con la noticia de un accidente de un 737 de Helios en extrañas circunstancias. Según comentaba la noticia, parecía un avión fantasma ya que estuvo volando durante dos horas sin que nadie puediese dar noticias de lo que estaba sucediendo a bordo. Sólo un piloto de la Fuerza Aérea griega consiguió ver a una persona en el cockpit con la que no pudo contactar. Minutos después, el avión se quedó sin combustible y se estrelló en la ladera de una montaña.
Pasado un tiempo, los investigadores informaron de que al parecer se habían quedado sin oxígeno por una mala manipulación en el sistema de presurización de la cabina. Poco después de despegar se disparó la alarma de despegue, una alarma que únicamente suena cuando el avión no está configurado para despegar (por ejemplo, con los flaps arriba y metemos potencia de despegue). Los pilotos quedaron extrañados y no sabían por qué. Conforme iban pasando los minutos, los pilotos perdían facultades debido a la hipóxia (carencia de oxígeno en el cuerpo) hasta que querdaron inconscientes.
Boeing explica que esa alarma puede saltar por dos causas: En tierra, como he comentado antes, cuando el avión no está configurado para despegue y en el aire cuando hay un fallo en el sistema de presurización. El caso de todo esto es que en el segundo caso no estaba recogido en el entrenamiento de los pilotos, ni siquiera en el manual.

Por ello la FAA (Federal Aviation Administration) avisó en 2006 de que se tenían que modificar los manuales para advertir a los pilotos de este tipo de alarma.
A día de hoy, siguen llegando informes que afirman que muchos pilotos no consigue reaccionar adecuadamente ante un caso similar al del Helios. Así que la FAA ha decidido endurecer el aviso y dará un plazo de 120 días para que todos los 737 tengan las modificaciones en sus manuales.
Los cambios en los manuales deben ser presentadas por cada compañía aérea. El proceso es complejo, que varían por el modelo de la aeronave, así como la naturaleza del cambio. La nueva redacción debe ser validada antes de que pueda surtir efecto, según ha informado Les Dorr, portavoz de la FAA
En estos momentos, Boeing que está trabajando para incluir en los nuevos 737 de la serie 700 y 800 un segundo indicador que avise del problema de presurización en la cabina y posteriormente hará unos kits de reconversión para lo modelos anteriores.
La FAA podrá proponer nuevas medidas para "abordar las condiciones inseguras" una vez que el kit de la luz de advertencia estén disponibles, de acuerdo con la directiva de aeronavegabilidad.

lunes, 10 de noviembre de 2008

Aterrizaje de emergencia en Roma de un avión de Ryanair procedente de Frankfurt

Cinco personas resultaron heridas cuando uno avión de Ryanair procedente de Frankfurt efectuó hoy un aterrizaje de emergencia en el aeropuerto romano de Ciampino, lo que ha obligado a cerrar las instalaciones aeroportuarias.
Según un comunicado de la compañía irlandesa, dos miembros de la tripulación y tres pasajeros han sido trasladados a un hospital, "como medida de precaución", tras sufrir "heridas leves". La aerolínea indicó en la nota que el Boeing 737 experimentó dificultades cuando se disponía a aterrizar en el aeródromo romano debido a que sufrió "múltiples impactos de pájaros"."Al parecer, el tren de aterrizaje izquierdo ha sufrido daños substanciales al tocar tierra, lo que retrasará durante varias horas la retirada del avión de la pista de aterrizaje", añadió la aerolínea, especializada en vuelos económicos. La Agencia Nacional para la Seguridad del Vuelo (ANSV) ha enviado un equipo de investigación al aeropuerto de Ciampino para averiguar las causas de lo sucedido.El último avión en aterrizar en Ciampino antes de su cierre fue el del vuelo FR6105 de Ryanair proveniente del aeropuerto francés de París-Charleroi.

Agencias: EFE

viernes, 7 de noviembre de 2008

La Fuerza Aérea Británica guía a un piloto ciego para que aterrice

Debido a causas médicas, el piloto Jim O’Neill perdió la vista cuando se encontraba volando a 15.000 pies de altura y fue guiado para el aterrizaje por un avión de la Fuerza Aérea Británica (RAF) que acudió desde la base de Linton-on-Ouse, North Yorkshire, el pasado viernes 31 de octubre.O’Neill había iniciado el vuelo en el aeropuerto de Prestwick y se dirigía a Colchester, cuando a mitad de vuelo padeció esta ceguera. El avión de la RAF se situó al lado de la Cessna pilotada por O’Neill y le guió mediante instrucciones por radio hasta la base de Linton-on-Ouse.Antes de que acudiera el Tucano T1 de la RAF, los controladores aéreos del aeródromo de Full Sutton (próximo a York) habían intentado guiar al piloto, pero había resultado imposible intentar aterrizar la Cessna de manera segura.

Fuente: Extracrew.com (BBC) http://news.bbc.co.uk/2/hi/uk_news/england/north_yorkshire/7715345.stm

martes, 4 de noviembre de 2008

Air Europa Informa

Aquí dejo el comunicado de la compañía sobre lo ocurrido el pasado viernes:

Un avión Boeing 737-800, matrícula EC-HJQ, que realizaba el trayecto Glasgow - Lanzarote realizó un aterrizaje largo a las 08:23 horas de esta mañana en la pista 21 del aeropuerto de Arrecife, que se encontraba mojada por la lluvia, sin que se produjeran daños personales ni materiales. La aeronave, que cubría el vuelo AEA196 de Air Europa con 74 pasajeros y 6 tripulantes a bordo, se detuvo en la zona de parada al final de la pista, un espacio pavimentado que es prolongación natural de ésta. El desembarque de los pasajeros se realizó normalmente mediante jardineras y el avión fue remolcado por un vehículo pushback de los que habitualmente prestan servicio en las operaciones de aparcamiento de aeronaves. Sobre las 11 de la mañana el aeropuerto volvió a operar con normalidad.
La compañía ha abierto una investigación para tratar de averiguar las causas que han motivado este incidente.


Fuente: Air Europa - http://www.aireuropa.com/es/prensa/ace.html

lunes, 3 de noviembre de 2008

"Desinformación" periodística - Parte I

Hacía ya tiempo que no encontraba un hueco para escribir y dejar algo decente por aquí. No era por falta de ganas ni de entusiasmo, sino por una lucha diaria con el tiempo… siempre termina ganándome. Hasta hoy.

Me pongo manos a la obra porque el pasado día 31 de octubre me encontré con otro ejemplo de desinformación periodística en el mundo de la aviación con el caso del B737 de Air Europa. Sí, yo también caí.

Camino al trabajo, escuchando la radio, me enteré de que a las 7:10 un avión de Air Europa se había salido de la pista 21 del aeropuerto de Lanzarote cuando intentaba aterrizar, quedando a “escasos metros del océano”. Afortunadamente nadie resultó herido.
Según las primeras observaciones de pasajeros y periodistas (vaya mezcla), el avión había aterrizado a una velocidad superior a la normal y algunos pasajeros notaron unas vibraciones en las alas.
Al llegar a mi trabajo busqué más información. Encontré alguna foto en la que se veía el B737 de AEA "semivolcado" al final de la pista (puedes ver la foto en la noticia de abajo). En el foro de mis colegas de Extracrew.com sólo había referencias sobre la noticia. Así que colgué la noticia de la agencia EFE en este blog.

Conforme iba avanzando el día, junto con amigos del foro, se aclaraba más la situación y algunos miembros, que eran habitantes de la zona, ya negaban rotundamente (incluso desde primeras horas de la mañana) la salida de pista del aparato que corroboraban con el envío de algunas fotos.

Al final resulta que el avión hizo una toma que, en aviación se suele denominar “larga” y al no tener salida a la pista de rodaje al final de la pista, el avión no podía dar media vuelta para dirigirse a la plataforma. Por ello, los pasajeros tuvieron que desembarcar en ese mismo lugar y ser trasladados en autobús y el avión ser remolcado para sacarlo de esa zona de la pista.

Para la prensa esto es quedarse a “escasos metros del océano”, aunque el avión esté todavía en pista y pisando el asfalto. ¡Bravo!:

Debo añadir que no sé en qué se basaron los pasajeros para decir que el avión tomó contacto con la pista a más velocidad de lo normal.

Una de las causas de esta posible toma larga es que, si la pista estaba mojada, el piloto decidiese aterrizar más allá de la zona en la que los aviones suelen hacer contacto. De esta manera, se intenta evitar el contacto en una zona probablemente contaminada por trozos de neumático de otras aeronaves. Esto se hace para no fomentar el hidroplaneo, más conocido como aquaplaning. Otra técnica utilizada para evitar este fenómenos es intentar retrasar el uso de los frenos hasta que la velocidad de la aeronave se haya reducido apreciablemente.

Si a lo mencionado anteriormente le sumamos unas condiciones meteorológicas no del todo agradable por el viento racheado, una pista en pendiente descendente y sin salidas rápidas de pista, podemos encontrarnos con una toma larga de lo más normal del mundo.

Uno se cansa de ciertos comentarios e informaciones debido a la ignorancia en el sector, tanto de la mayoría de ciudadanos españoles como de los periodistas. Estos últimos, desde mi modesta opinión, están creando una psicosis en todo el país con sus informaciones sobre temas de la aviación española. No paro de ver conclusiones malas y sin fundamento sobre el accidente de Spanair, informaciones de retrasos en las salidas de los aviones (cuando esto ha existido siempre y a diario), pequeñas emergencias de las que antes no hacían referencia alguna y siempre han existido. Pero claro, para llenar sus aburridos y repetitivos noticiarios aprovechan lo que está de moda aunque sea desinformando, asustando y dándole morbo al asunto más que otra cosa.

Sé que en esta vida no se puede saber de todo pero si no se sabe es mejor callar o al menos, informarse antes de hablar. Lo que creo que no es lógico es que debido a una "toma larga" hagamos de ello una noticia de portada de la mañana y volvamos a poner nervioso al ciudadano de a pie, que bastante tiene con la desgracia del JK5022 y el morbo tipo "Está pasando". Señores periodistas, no hagan bazofia barata... limítense a informar.

Por último, ¡Es seguro volar!